sábado, 23 de mayo de 2009

A LA SALIDA DEL COLEGIO


Jaume siempre salia a la misma hora del colegio, a las 5 de la tarde. Sonriente y con ganas de jugar, normalmente, marchaba con otros niños. Pero hoy se habia quedado sólo. Sus amigos se habian marchado y él se quedo a esperarla.

Apoyado en la puerta veia pasar la gente, miraba hacia un lado, miraba hacia el otro y no la llegaba a ver.

-¿Quieres un caramelo?-

Una voz a su espalda le preguntaba.

-Cogelo, tengo más si lo deseas.-

No sabia que hacer, ella siempre le habia dicho que cuando se quedara sólo, no hiciera caso a nadie, ni cogiera nigún regalo. Pero estaba allí en medio de la calle, sólo y tenia hambre.

-¿Que esperas a tú madre?-

-Si.-

Contesto a media voz

-No te preocupes coge el caramelo. Yo la conozco y me ha comentado que tardara un poco....Se le ha hecho tarde en el trabajo y te tengo que acompañar.-

Dudo la respuesta durante un instante

-Es extraño que no llamara al colegio.-

le comento

-No te extrañe, a veces los mayores, estamos tan inmersos, en nuestros quehaceres, que no nos damos cuenta. Seguramente se ha despistado con la hora y el tiempo se le ha pasado más rapido de lo normal.-

Jaume se lo penso durante un instante

-Venga acompañame, tengo más caramelos. No te preocupes.-

Volvio a insistir con más intensidad. Mientras el niño miraba intranquilo, hacia un lado y hacia otro de la calle, comenzo a pensar todavia más en ella.

Tal vez tuviera razón aquel señor y se le hubiera hecho más tarde de lo normal. Entonces dirigiendose hacia él acepto su compañia y comenzaron a caminar juntos hacia el coche.

-Jaume, Jaume...-

Era la voz de ella.

-Jaume, cariño. Perdona ¿Te he hecho esperar mucho?-

Pregunto. Plantandose delante de él

-No, pero no te preocupes, este señor, tú amigo. Me acompañaba a casa.-

-¿Quien mi niño?.-

Pregunto ella

-No, se..,no lo veo. Tú amigo.-

-No te preocupes mi amor, no pasa nada ya estoy aquí.-

Ella y Jaume se fundieron en un abrazo. Despreocupados de la figura del amigo desconocido, este paso de ser un hecho real, a una realidad ficticia.... mientras él, al otro lado de la calle les observaba entre las sombras......como madre e hijo, los dos junto, se alejaban del lugar....

19 comentarios:

Julia: dijo...

Un amigo imaginario del niño...
o también me pareció un sinvergüenza que se quería llevar al niño.
Me intrigo.
Saludos.

Anabel Botella dijo...

Lo que podía haber sido una historia trágica ha pasado a ser una historia con componentes fantásticos. Me gusta como ha quedado. Sueles sorprender con estos finales.
Saludos dese La ventana de los sueños.

Saii dijo...

mmm
permitime imaginarme que era un angel :)


bonito relato

:)

roxana dijo...

gran intriga! verdadero o ficticio, ?? imaginario? o solo una ilusiòn???? o un bandido??? veremos! Abrazo buen fin de semana!

TitoCarlos dijo...

Aunque diera un caramelo era mala persona. Mi suegra se pasa el día recordándoselo a su nieta; claro que ya tiene 12 años, y se ríe.

Any dijo...

Ojalá haya sido solo un amigo imaginario y no uno de esos infames que regalan caramelos a los chicos con intenciones horribles ... brrrrr
un abrazo Jorge, buen finde

Cecy dijo...

Ese abrazo entre el niño y su madre, me han dado el alivio que me tuvo tencionada todo el relato.

Besos.

Alimontero dijo...

"Todo es posible en esta dimensión desconocida"...me alegro llegara su madre.. oh Dios, que tensa me tuviste!!

Un abrazo,

Ali

Maialen dijo...

yo creo que es la soledad que a veces tiene cuerpo...aunque como dicen los demas tenia miedo de que terminase como una historia de violencia

Ronini dijo...

vaya...q bien contado, miles de historias desgarradoras podieron haber empezado asi, ojala todas acabaran como la tuya
besos jorge

Mundo Animal. dijo...

*___*____*___aaaaaaaaa
__*____*__aaaaaaaaaaaaaaaa
*____*_aaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaa
__*__aaaaaaaaaaa____*___aaaaaa
___aaaaaaaaaa_____*____*___aaaa
*_aaaaaaaaaa__*______*____*___aa
_aaaaaaaaaaa____*__*____*____*__a
_aaaaaaaaaa___*
aaaaaaaaaaa__*-----()."".()
aaaaaaaaaaa__*-----( 'o', )
aaaaaaaaaaa__*----()("¦")()
aaaaaaaaaaa__*----("')'k'("')
_aaaaaaaaaa___*
_aaaaaaaaaaa___*___*____*_____*_a
__aaaaaaaaaa__*_______*____*___aa
_*_aaaaaaaaaa_____*_____*___aaaa
___*_aaaaaaaaaaa_____*___aaaaaa
_*_____aaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaa
____*_____aaaaaaaaaaaaaaaaaa
__*___*__*____aaaaaaaaaa

Buenas nochesssssss Mundo Animal te desea una bella semana y te ejo un regalo en la parte ariba del blog, muchas gracias por tu compañia , saludossss..

Nuria Gonzalez dijo...

La eterna cuestión del caramelo.
Esta vez llegó la madre a tiempo.
Muy buena advertencia nos haces sobre todo a las mamás que tienen niños pequeños. Un final estupendo y esperanzador.
Besitos.

Sara dijo...

Madre que yuyu....si es un amigo ficticio pues....normal en niños de una cierta edad...si es asi, quedaría tranquila, pero....si es uno de esos bandidos sueltos por ahí, pues...menos mal que las mamás siempre llegan a tiempo, ó al menos, en esta historia tuya, porque en otras no es tan bonito el final...
Me quedo desde luego con tu final, con toda la historia.
Un abrazote

anna dijo...

Uy me has echo poner los pelos de punto esta vez jorge. Y si no llega a llegar la madre a tiempo, a mi ese hombre no me ha gustado nada eh.

Un abrazo y gracias por regalarnos otro de tus relatos.

Carla dijo...

Que nervios tuve al leer tu cuento, con la esperanza de que llegara la madre por suerte llego.
pensar que hay tantos casos en que la mama no llega a tiempo...

Brida dijo...

Hola..

En un instante me imagine lo peor, me dolio hasta el estomago, me imagine malas cosas. Pero prefiero quedarme con que llego su madre y se abrazaron!

Besos y grs por pasarte por mi humilde y fome blog

Besos chispeantes :*

Leni dijo...

El final te deja dudando.
Realidad o ficción??

¿y los caramelos..??
¿Se veían los caramelos.??

Un beso.

Fiamma dijo...

Tal vez fuera un ángel que lo protegió mientras llegaba su madre...


Muy bueno!

Marga Fuentes dijo...

Te dejo el Premio Violeta en mi blog porque el violeta, es el color de la mentalidad pensante, de la lógica y de la razón. Es el color de la madurez avanzada, del equilibrio, del razonamiento concreto. Sus vibraciones provocan un mayor rendimiento de la actividad mental, y esto es algo que nos hace crecer espiritualmente, nos indica respeto, dignidad y amor por uno mismo.
Te lo dejo con mi reconocimiento a tu amistad, a tu aprecio, a tu persona.
Un beso y un fuerte abrazo. Hasta la vuelta.