jueves, 19 de marzo de 2009

EL BIEN Y EL MAL


Charlie, estaba allí sólo subido en la cornisa, mirando el vacio, con el pensamiento inerte veia la gente come le gritaba. Tenia tanto frio, frio que le producia temblores, el aire racheado que se producia a esa altura, en la terraza del bloque . Hacia rato que se habia sentado en la cornisa y recordaba que hacia un año las cosas eran diferentes. Su trabajo, su familia, su casa todo era diferente, tenia un futuro prometedor y una familia encantadora, nadie hubiera imaginado que la vida podia cambiar tanto.

Habia subido porque, ya no tenia razón de vivir, y era el momento de dejarlo todo, volvía a mirar hacia el fondo del precipicio y se daba cuenta que el final estaba próximo, no tenia nada, no valia nada....

Los bomberos comenzaban a desplegar el colchon inflable, por si Charlie tomaba la iniciativa de lanzarse, tanto fuera, para salvar la vida porque se habia arrepentido ó simplemente por que queria suicidarse. Los helicopteros de las televisiones daban la noticía en directo, sobre un suicida que tenia la intención de lanzarse.

Su aún mujer e hijo tuvieron noticia de él, mirandolo por el noticiario de la tele, no daban credito a lo que veian. Corrieron a coger el coche y se presentaron en el lugar de los hechos. Charlie ni lo sabia, ni se dio cuenta, la distancia que le precedia bajo sus pies era tan grande que no podia ver a todas las personas con la suficiente nitidez.

En su mente luchaban dos ideas, la del bien y la del mal, dos ideas que tiraban hacia un lado ó hacia el otro.

-charlie soy el angel del bien, no te lances, no seas ingenuo y loco, tienes muchas cosas que ofrecer en esta vida, en la cúal nos encontramos. No te lances y vivela con tú hijo, con tú mujer, con las personas que te quieren.-

-Dejalo ya! No hagas caso lanzate, no vale la pena, no te quiere nadie, no ves que todo te ha abandonado que no tienes nada de nada. Tú vida es un fracaso, no levantaras cabeza....lanzate al vacio y termina ya con este espectaculo que has comenzado, no seas cobarde. Yo te guiare hacia la verdad soy el angel del mal, tú amigo.-

La lucha continuaba, era una lucha no sòlo para salvar una vida sino, sobretodo para que el bien sobreguardase la tierra y no cayera en poder del mal. Una lucha en que las fuerzas estaban muy igualadas y el un campo de batalla demaseado desigual.

-Cobarde, piensa que si te lanzas dejaras de sufrir, de no llegar a fin de mes, de no tener tiempo para tí....Seras libre en todo y para todo, podras hacer lo que tú quieras lanzate, vamos.-

-No, no lo hagas espera escucha la voz de tú hijo, escuchala entre la gente, escuchala lentamente. No tengas miedo de comenzar de cero, sólo se fuerte y comienza la lucha contigo mismo, animo, soy el angel de la guarda, yo te ayudare.

-El angel de la guarda, no seas ingenuo, lanzate de una vez, lanzate.......-

El angel de la guarda tiraba hacia un lado y el angel del infierno tiraba hacia el otro, poco a poco las fuerzas se fueron desiquilibrando y el cuerpo de Charlie comenzo a inclinarse, el mal habia ganado y Charlie se precipito al vacio -No, noooooooo!!!!!!!!

Grito el angel de la guarda, mientras volaba en el aire, sin poder remediar su caida.......Papa, grito una voz infantil, mientras veia como el cuerpo de su padre volaba caiendo sobre la colchonta de los bomberos. Corrio hacia él y se fundieron en un abrazo..........El bien habia vencido de nuevo. El angel de la guarda miraba al angel del mal que tenia cara de pocos amigos. Esta vez se ha vencido al mal no se sabia cuanto tiempo se podia segir así. Mientras los tres caminaban.....juntos, en busca de un futuo mejor.

5 comentarios:

caracola dijo...

Hola Jorge.

Una historia con final feliz que me gusta.
Creo que todos tenemos nuestro propio Angel de la guarda y me hace ilusión pensar, que a pesar de que no lo escuchemos, a veces, se sale con la suya :)


Un abrazo.

marcus dijo...

Hola Jorge una historia muy bonita y llena de energia, bueno, yo tambien he actualizado pasate a ver si quieres, saludos, de tu amigo marc.

Acuarius dijo...

:)

Elena dijo...

Uff! Menos mal que gana el bien, me has tenido en ascuas hasta el final.

Yo también pasaré por aquí.

Maria Susana dijo...

la eterna lucha entre el bien y el mal que todos enfrentamos en algun momento ...ojala sienpre ganara el bien como en este hermoso cuento.
un abrazo.